La decisión

En nuestro caso la decisión de aparcar nuestra vida por un tiempo fue tomada poco a poco, en cada viaje, en cada experiencia que íbamos viviendo, con toda esa gente con la que nos íbamos cruzando… Esta decisión tomada a fuego lento, creemos que siempre estuvo ahí, esperándonos… Y es que la vida es demasiado corta para ir prorrogando lo que realmente nos hace feliz, es mucho mas que trabajar para pagar facturas mientras los días van pasando, es mucho más que todo lo que nos han vendido! Es lo que tu quieres que sea!
La vida debe ser un viaje maravilloso, viaje en que al llegar a la ultima estación, nos sintamos felices de ese recorrido, de haber tenido la valentía de perseguir nuestros sueños, de no dejar nada en el tintero, de no llegar pensando: y si….

La vida es corta, así que exprimid cada segundo y tened la valentía de perseguir vuestros sueños, eso es todo lo que necesitaremos en esa ultima estación…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *